Las entidades que conforman el sistema financiero venezolano esperan porque el volumen de las piezas del nuevo cono monetario aumente su presencia en las transacciones para adecuar la red de cajeros automáticos y así cerrar el ciclo de la entrada en circulación de los nuevos billetes.

Al consultar a gerentes de logística y tesorería de instituciones públicas y privadas, estos coinciden en que todavía hace falta una mayor cantidad de piezas del nuevo cono monetario para hacer la reprogramación de los cajeros automáticos, ya que de hacerlo con el volumen cantidad que hasta ahora ha llegado al país no sería eficiente la operatividad.

Los técnicos indican que para que el sector bancario haga esta operación debe recibir la instrucción y directrices del Banco Central de Venezuela y así el sistema planificaría la ejecución de las acciones pertinentes para ajustar la plataforma tecnológica de cada una de las instituciones.

Fuente: El Mundo