-Secretario, sírvase informar si hay quorum –inquirió el presidente del Parlamento, Julio Borges.

-Hay 55 diputados, presidente –respondió con disimulo el secretario José Ignacio Guédez.

El primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara, estaba rígido. Mantenía los dedos entrelazados y una expresión seria casi neutra. A su izquierda, Borges, reprendía a los integrantes del Poder Legislativo: “¡No hay excusas para no asistir a una sesión tan importante como la de hoy! Esto tiene que ser motivo de alarma, el país espera más de nosotros”, espetó.

El inicio de campaña de los candidatos a las gobernaciones afectó el quorum de la AN. Solo 55 diputados asistieron este martes 29 de agosto a la sesión que estaba prevista en el Palacio Legislativo y en la que se discutiría materia económica y denuncias de corrupción.

Tras el regaño, Borges pidió instalar la Comisión Delegada, que sesiona durante el receso parlamentario, para que fuera posible presentar el informe de las obras paralizadas por hechos de corrupción relacionados a la constructora brasileña Odebrecht.

La Comisión Delegada fue instalada, aunque solo se encontraban en la cámara cinco presidentes de las 15 comisiones permanentes que integran la AN: Melva Paredes, Juan Guaidó, Richard Blanco y José Guerra.

Durante el breve debate –en el que solo participaron dos parlamentarios- las denuncias de la exfiscal Luisa Ortega Díaz salieron a relucir nuevamente. “Todo registro de empresas denunciadas por la única Fiscal General, fueron borrados por funcionarios para ocultar el desfalco”, denunció Guaidó.

La sesión exprés duró menos de 30 minutos. Dos horas antes de que iniciara la sesión de la Asamblea Nacional Constituyente.

Fuente: Efecto Cocuyo