Carlos Hurtado, dirigente de Clase Media Socialista criticó la implementación de los Comités Locales de Abastecimiento (Clap) como único sistema del pueblo para obtener los productos de la cesta básica y los calificó como “una política de miseria”

“Esa bolsa Clap es un gran reflejo de para dónde van las políticas del país. El contenido es completamente extranjero, no es producto nacional (…). Están favoreciendo a empleados y compañías extranjeras, es decir, que los de acá son malos y los de afuera son buenos”, sentenció el dirigente.

Hurtado enfatizó además que es prioridad que se invierta todo lo necesario en reactivar el aparato productivo nacional debido a que es “muy difícil producir” en la nación.

Por esta razón indicó que los empresarios no tienen acceso a las tan necesarias divisas para adquirir insumos y el panorama no es distinto para quienes trabajan en el campo, debido a que no cuentan con recursos para volver a sembrar, sobre todo en cuanto a costos y maquinaria.

“Tenemos que ir a una fase de recuperación inmediata del país y eso es lo que estamos haciendo con el general Miguel Rodríguez Torres (Ex ministro de Interior, Justicia y Paz)”, destacó.

El coordinador nacional de Clase Media Socialista señaló que es evidente que Venezuela necesita una nueva política económica, sin embargo, cuestionó si realmente esta debe hacerse por parte del Gobierno actual encabezado por Nicolás Maduro.

Una deuda impagable

Hurtado asomó que la deuda general de Venezuela asciende a 160 mil millones de dólares y si la nación se declara en default solo traerá consigo consecuencias muy negativas.

“Si hay un nuevo Gobierno hay que hacer contraloría social, saber a dónde se fueron esos fondos, hay casos graves”, puntualizó.

El país, a su juicio,  solo se encuentra más endeudado y por ello destacó que es necesario llamar inversionistas privados, extranjeros, “que respeten nuestras leyes, establecer confianza y eso solo lo generará un Gobierno serio”.

“Es necesario que el presidente le hable claro al país (…) una de las cosas que hay que hacerle entender a este Gobierno es que el país es de todos los venezolanos y a los funcionarios que deben rendirle cuenta al país”, sostuvo.

La destrucción del legado

Para Hurtado el responsable de la destrucción del legado que dejó el fallecido presidente Hugo Chávez recae en el jefe de Estado Nicolás Maduro.

En concordancia con lo expuesto anteriormente, agregó que “en el Gobierno de Hugo Chávez con sus aciertos o con sus errores (…) la familia venezolana en todos sus niveles tenía acceso a sus alimentos, no queremos decir con esto que el problema económico no iba a arreciar”.