El presidente de Datanálisis, Luis Vicente León afirmó que 75% de la población dice que cuando consigue algún producto es de marca privada, por eso consideró que expropiar o intervenir Empresas Polar es un suicidio económico para el Gobierno.

“Polar y el sector privado es percibido como la solución, no como el problema. 90% de la población piensa que intervención de las empresas privadas se traduce en empeoramiento de los productos”

En el análisis más reciente de su firma, los números han subido en rechazo a la acción en contra de Empresas Polar.

“Ese Estado que no es capaz de producir azúcar, leche y cabillas está diciendo que va a resolver el problema económico con la expropiación”

Decreto de Emergencia

Para León, con el nuevo decreto de Emergencia Económica y Estado de Excepción, el presidente Nicolás Maduro está tratando de mostrar su poder político tras la derrota del 6 de diciembre.

“El presidente está tratando de mostrar su fuerza para minimizar lo que es un efecto bola de nieve en términos de respaldo popular”

En el discurso político del presidente, hay cosas que se pueden leer y hay otras que van acompañadas de cargas emocionales que buscan integrar el grupo, “tienes que separar el ruido de las señales, y hay mucho ruido”, afirmó León.

A su consideración, en el país ya existía un Estado de Excepción con el primer decreto que firmó el presidente a principios de este año, sin embargo, el de ahora lo que hace es prorrogar la situación, “lo que haces es burlar la constitución con el cuento del Estado de Excepción”.

El decreto de Emergencia Económica -a su parecer- debería haber sido enfocado en la suspensión de las garantías solo en el ámbito económico, sin embargo consideró que todo lo que hizo el Ejecutivo con el decreto anterior, pudo haberse logrado sin este mecanismo.

Popularidad de Maduro

“Hay un montón de chavistas que no se sienten representados por el Gobierno”, afirmó Luis Vicente León, quien indicó que si el referendo revocatorio se hiciera hoy, el presidente Maduro perdería.

Agregó que la oposición no debería desestimar que el referendo se realice el año que viene porque los impactos políticos de una derrota, le complicarían al Ejecutivo el manejo de la gobernabilidad.

“Incluso en el 2017 cualquier derrota para Maduro es una derrota para el chavismo”.

16-05-2016