El dólar está bajo la amenaza de seis años de debilidad en tanto un crecimiento mundial más vigoroso superará cualquier impulso proveniente de los aumentos de las tasas de interés por parte de la Reserva Federal, según Morgan Stanley.

Los inversores deberían vender el dólar contra las monedas de mercados emergentes y el euro conforme el crecimiento adquiera más fuerza, dijo Hans Redeker, principal estratega cambiario global de Morgan Stanley en Londres.

En ese sentido, aseguran que las monedas de los mercados emergentes ofrecen rendimientos reales “súper atractivos” en un entorno donde los mercados desarrollados no tienen ninguno.

Recomiendan la compra de la rupia india porque la economía no tiene un apalancamiento significativo, la productividad es muy fuerte y tiene un gobierno reformista. También recomienda las monedas de Colombia, Chile y Polonia.

“Es probable que las crecientes presiones inflacionarias que generan los precios del petróleo se vean compensadas por una mejora en la productividad derivada del mayor uso de la tecnología, manteniendo el atractivo de los rendimientos reales de los mercados emergentes”, comenta.

Por otra parte, recomienda evitar el peso mexicano y el real brasileño debido a los riesgos políticos de las próximas elecciones y porque México también enfrenta la amenaza del debate por el TLCAN.

Fuente: Banca y Negocios

Comentarios