La venezolana Nathaly Grimán dio la sorpresa de la jornada de este lunes en los XVIII Juegos Bolivarianos al vencer a la favorita colombiana Jackeline Rentería en la lucha, división 63 kilos, y se alzó con el oro.

“Estoy muy orgullosa porque he venido trabajando en función de una rival tan fuerte como ella, la considero una de las mejores en la categoría de 63 kilogramos, le tengo mucho respeto. Pero bueno, he trabajado bastante para obtener este resultado”, dijo Grimán a Efe tras obtener el título bolivariano.

En el combate, la venezolana de 25 años se resistió a los ataques de su contrincante y alargó la pelea más de lo esperado, hasta que consiguió doblegar a Rentería, que no mostró su mejor nivel en la arena de combate.

Rentería dijo a periodistas entre lágrimas que las rivales se prepararon para arrebatarle el oro y destacó que se entrenó muy fuerte para ganar la competencia, pero no fue suficiente.

Sin embargo, dijo que seguirá preparándose para afrontar los Olímpicos de Tokio 2020, donde buscará obtener el esquivo oro de los Juegos de Pekín 2008, Londres 2012 y Río 2016.

“Tokio para mí es el sueño más grande que tengo, son los últimos Juegos Olímpicos que espero afrontar para obtener ese primer lugar tan anhelado que busco hace más de 16 años en pro de mi deporte y mi país”.

Los bronces de la competencia se los llevaron Niño y Antes, quien lo ganó luego de vencer en la pelea por el tercer y quinto lugar a la boliviana Susano.

EFE