El Senado de EE.UU. aprobó una resolución para “expresar su profunda preocupación por la actual crisis política, económica, social y humanitaria en Venezuela” y demandar “la liberación inmediata de los presos políticos”.

La resolución, aprobada por unanimidad, exige también “respeto” para “los procesos constitucionales y democráticos”.

Asimismo, la resolución también ratifica su apoyo a los esfuerzos del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, y alienta a los Estados miembros de la OEA a que tomen medidas adicionales para enfrentar la actual crisis en Venezuela.

“Nuestra resolución envía una señal clara al señor Maduro de que debe permitir urgentemente el alivio humanitario internacional para proteger y salvar vidas venezolanas”, dijo el senador Ben Cardin, el demócrata de más alto rango del Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara alta e impulsor principal del texto.

“También hacemos un llamamiento al Gobierno venezolano para que adopte medidas pendientes para combatir la corrupción y la criminalidad, garantizar los derechos humanos, liberar a los presos políticos y restablecer el respeto de su propia Constitución”, subrayó Cardin.

Por su parte, el senador republicano Marco Rubio agradeció a sus colegas el apoyo bipartidista a la resolución e insistió en que “los funcionarios venezolanos que violen la ley y violen los derechos del pueblo venezolano deben rendir cuentas”.

“El Senado de EE.UU. está con el pueblo de Venezuela, que continúa pagando el precio de la obstinada negativa de su Gobierno a cambiar de rumbo”, sentenció el senador Dick Durbin.

Fuente: EFE

Comentarios